[Final CLS] Bitácora de un Fan

http://estaticos04.cache.el-mundo.net/elmundo/imagenes/2011/11/08/suplementos/1295547815_extras_noticia_foton_1_0.jpg **_ " Viajar, dormir, correr, gritar, perder la voz y nunca olvidar. " _** Esta es la historia de mi viaje a la final de la CLS, la cual he decidido compartir con ustedes. Era **6 de abril**, sentía una emoción que no había sentido antes, luego de meses de preparar el viaje, desde ese momento me di cuenta de lo que iba a vivir dentro de 2 días. Podré ver al equipo que tantos años llevo alentando en vivo y en directo, quizás quien sabe, hasta sacarme una foto que dure para siempre. Durante todo el día estuve dándomelas de _Coach_, hablando con mis amigos de lo difícil que estaría ese juego, nunca perdiendo la fe. Los siguientes días fueron iguales, el _hype_ se apoderaba de mi, trasnoché jugando dentro de la grieta imaginando todo lo que pasaría el sábado, entre partida y partida ya eran las 4am... hora de partir! Era **8 de abril**, moría de sueño, lo único que podía pensar camino al aeropuerto de Santiago era ese suculento pan de hoja (de sabores raros), con ese vaso de coca-cola que dan en los vuelos nacionales. Apenas caminando en modo automático, llegue hasta mi puerta de embarque, donde al subir al avión, _el sueño_ me hizo el gank mas efectivo que jamás había visto, no pude librarme. Desperté una hora después, salí del avión con mi pan de sabor en mano (el cual no estaba nada mal), tarareando la canción del mundial del 2014, esa de Imagine Dragons, la cual nunca falta en ninguna de mis rankeds. Estaba corto de tiempo, no sabría si llegaría a la hora. Tomé el lado doloroso... un taxi a Frutillar. Entre regatear con distintos conductores conseguí un buen precio, el cual me dejaría al frente de mi alojamiento a pasos del teatro del lago. _**Llegó el momento, se sentía una vibra de emoción, me sentía como un gladiador entrando a un coliseo, sentí que yo era el que estaba a punto de jugar.**_ Nunca sentí tanta comodidad en un evento, todos compartíamos ese amor por el juego el cual nos llevó hasta ese lugar, todos teníamos esa cara de intriga, de felicidad, de risa por el sujeto con cosplay de minion que vendía peluches de poro. Con entrada en mano nos aventuramos a la puerta, donde el ambiente se ponía cada vez mejor con cada paso que dábamos dentro del teatro. Me sentía como un niño, corriendo de lado a lado, sacándome fotos con los Rioters, cosplayers y jugadores de otros equipos, que estaban de espectadores. Éramos todos parte del juego, intercambiábamos cartas de personajes (las cuales venían en el fanbag), hacíamos chistes del juego los cuales lograban hacer reír a gente 10 metros al rededor, gritamos al Garen del concurso de cosplay que diera vueltas. Fue una experiencia acogedora, todos éramos partes del mismo team, todos éramos invocadores. **Finaliza la pantalla de carga, ya hubo tiempo de ir al baño o buscar algo para beber, la partida comienza.** El teatro se dividió en dos, era momento de comenzar batalla entre el tiburón y la calavera, era el momento de la verdad. Luego de un vídeo de introducción, donde los tambores anunciaban la entrada de los gladiadores, emerge una gran plataforma desde el frente del escenario, donde ambos equipos separados por la copa, se elevan lentamente hasta formar parte de la arena de batalla. Luego de tan magnifica entrada hubo un silencio, un silencio de tensión. Junté todas mis fuerzas, todos mis aires, todo el hype acumulado dentro de estos días y grité casi desgarrándome la voz: "VAAAAAAMOS FURIOUS!! VAAAAAMOOOOOS!!!". Comenzaron los gritos, gritábamos por nuestro equipo con la esperanza que recibieran nuestro mensaje y pueda darle fuerzas para la batalla. Ahí fue cuando nos dimos cuenta que nuestra fila estaba rodeado de fans del equipo contrario, nuestras voces debían hacerse notar, nos dio el motivo para alentar con mas fuerzas aún. Comienza el partido, gritamos, reímos, aplaudimos, gritamos de nuevo. Era el primero de quizás 5 partidas, las 5 partidas que todos tanto esperaban. No se pudo hacer nada, Isurus arrasó con todo y todos. Salimos del teatro, nos comimos pizza de la cafetería asociada al evento (la cual estaba muy buena), intercambiamos cartas y saludamos a Rioters, teníamos fe en que Furious volvería con más fuerza que nunca, era solo el primer game. Nuevamente entramos, ya era hora del segundo game. Gritamos, alentamos y nunca perdiendo la fe, vimos como Isurus nuevamente arrasaba como un huracán dentro de la competencia. Seguíamos con entusiasmo, lanzamos un grito de aliento cuando los jugadores se quitaron sus auriculares para intentar darles fuerzas antes del siguiente juego. Había comenzado la tercera partida, Furious entró con todo, nuestro ánimo se alzó hasta los cielos pensando que este podría ser un comeback digno de una final mundial. Furious tenía chances de tomar ventaja, había comenzado bien, pero no pudo zafarse del tiburón, el cual con su hambre imparable logró terminar la partida en menos del tiempo esperado. Nos paramos, aplaudimos a Furious y celebramos a Isurus por su increíble rendimiento. Fue una final aplastante en contra del equipo que apoyaba, de todos modos, había cumplido con todas mis expectativas del evento, totalmente worth. Salí de la arena de batalla por las puertas del coliseo, victorioso por una experiencia que no había vivido nunca en mi vida, una experiencia que me llenó, nunca pensé que un juego me apasionaría tanto, me hizo feliz. Hicimos un pequeño asado con mis amigos, con los cuales compartimos el alojamiento, hablando toda la noche de la gran experiencia que tuvimos (sumado a las típicas experiencias personales que un par de cervezas tira a flote). Un sueño que, fedeado durante días, hizo su gran aparición nuevamente para llevarse un exterminio. Luego de pasar a la ciudad de Puerto Montt a almorzar un perfecto pescado con papas, nos fuimos al aeropuerto. La nostalgia llegó, éramos justo 5 amigos, éramos un team. Nuevamente analizamos el viaje, viendo todo lo bueno, sacándonos las últimas fotos como equipo, sellando el último capítulo de un recuerdo que será imborrable. Si has llegado hasta este punto, te quiero agradecer por darte el tiempo de leer pequeño recorrido, el cual agradezco completamente haber vivido. Recomiendo totalmente este tipo de eventos y aunque quedé endeudado con varias personas, el valor de esta experiencia no está a la altura de ningún tipo de divisa. Gracias a la organización, a los equipos, a mis amigos y a todos los invocadores que hicieron de esto posible, todos ustedes escribieron con su lápiz permanente, esta página de mi bitácora.
Compartir
Denunciar como:
Ofensivo Spam Acoso Foro incorrecto
cancelar